tiempo Monzón

domingo, 19 de mayo de 2013

CIRCULAR DESDE BENTUÉ DE NOCITO

Hoy Cristina por fin descansará contenta y feliz porque se ha hecho realidad un sueño que perseguía hace mucho mucho tiempo: visitar Nocito y caminar por su entorno.
Cierto es que últimamente parece que nos pagan por venir a esta zona, y mira que está lejos...pero todo sea por acompañar a una buena amiga que no nos calla desde hace tiempo y ya estaba empezando a pensar que Nocito era un mito y no existía o que estaba tan lejos y escondido que no se podía encontrar. Para colmo, la semana pasada, yendo a los Estrechos de Carruaca, se quedo rozándolo, pero sin catarlo.
La ruta escogida parte de Bentué de Nocito, con lo cual, hay que pasar de largo Nocito, y así lo hemos hecho. Vaya careto se le ha quedado a la pobreta Cris cuando ha pasado de refilón el pueblo: "¿ves Nocito?, ¡¡pues ya lo has visto!!", ja, ja, "tranquila que volveremos, pero primero, al lío...¡¡que se nos va el día!!". Subimos a almorzar a la ermita de San Urbez, ya que estamos aquí hay que verlo todo.

Ermita de San Urbez
Tremendos caxigos
Para subir hasta Abellada, primer destino, se puede ir por la GR-1 o por una antigua senda recientemente limpiada por los peregrinos de San Urbez. Como el tiempo no está muy p'allá, decidimos irnos a Bentué de Nocito y empezar desde allí.
Dejamos el coche antes de llegar al pueblo, puesto que no se puede acceder con él ya que está vallado, y en la parte trasera del mismo, encontramos los primeros carteles que nos indican nuestro recorrido.
La senda nos adentra en el barranco de Abellada y paralelamente, e incluso cruzándolo varias veces, nos llevará hasta el pueblo ( aquí empieza el show de Benny Hill cual saltinbanquis de piedra en piedra, bueno... algunas con botas en mano). Todo el tramo nos fascina por la sucesión de cascadas petadísimas de agua y por la exhuberante vegetación verde explosivo que encontramos alrededor. Poco antes de llegar al pueblo, nos topamos con el molino, que todavía conserva la piedra, el eje que la movía y parte de la cuba, como podéis ver en la foto.

Fuente de la rana en Bentué de Nocito.
Pero Javier...si ya tienes una princesa
en casa!!!


Apetecibles badinas


Molino de Abellada

Una de las muchas cascadas 

Ruinas de Abellada




Tras dar un rodeo por Abellada, seguimos la ruta dirección Azpe. Entre estos dos lugares nos llaman la atención cantidad de caxigos o robles centenarios o milenarios, yo es que no entiendo...pero vaya peazo troncazos!. Realmente, durante toda la excursión se ven este tipo de árboles, pero en este tramo hay muchísimos más. Llegados a Azpe, comprobamos que hay muchas casas y tiene iglesia, no como Abellada, que si la tiene no la hemos visto, ya que está mucho más deteriorado.

Llegando a Azpe




Despeja Guara y El Termo se tiene que retratar con ella











La siguiente cita la tendremos en Used. Para llegar a él, tendremos que cruzar varias veces el barranco de Used, disfrutar de nuevo de preciosos saltos de agua (no me extraña que alguno que otro se eche aquí un baño...si no fuese porque hace un frío que pela...), y pasar por un frondoso bosque de pinos y caxigos, todo ello completado por la magnífica panorámica de la cara norte de Guara, que por fin se nos ha despejado y está toda nevada. Este tramo está lleno de floretas, así que amenizamos la marcha contando a nuestr@s amiguit@s algunas curiosidades que aprendimos ayer en una interesante charla de flora cercana al humano que impartió J.M en Biescas.
Used ya no es un pueblo completamente abandonado como los anteriores, hay varias casas y pajares rehabilitados, se nota que la carretera pasa por al lado.
A partir de aquí, tomamos la GR-1, que en poco más de media hora, nos lleva al punto de inicio, Bentué de Nocito.

Gran caserón de Used




Me veo en la obligación de decir que esta ruta por algunos de los pueblos más recónditos de nuestra queridísma Guara profunda nos ha sorprendido muchísimo y, aunque veníamos avisados de que nos iba a encandilar, ha superado con creces nuestras espectativas, es realmente espectacular la belleza de la misma.
Por cierto, ya que estamos por aquí y no hay pereza, nos acercamos a Bara (en coche), que esto cae a tomar por saco pa volver en breve...y luego, por fin, Nocito. Y más sorpresas, porque es aquí donde nos encontramos a Fernando, que estuvo limpiando sendas con nosotros por la Guarguera para que los peregrinos de San Urbez lo tuvieran todo estupendo para la travesía realizada hace muy poquito. Así que ahí charramos un rato alegrándonos mucho de habernos visto.
Cerveza, infusiones, cafés y refrescos varios en una choceta de Arguis para acabar con madalenas y bizcochos restantes del almuerzo, y nos en vamos ta casa más contentos que unas castañuelas porque no nos ha llovido nada y la excursión ha sido espectacular.
Si queréis el track, aquí.

5 comentarios:

Juan Carlos dijo...

Todavia quedan sitios sorprendentes por descubrir en esta sierra, y eso que tenemos en a pocha unos cuantos.

Pirene dijo...

¡¡¡bonito eeehhhh!!! es una zona muy de primavera, excepto este año que con los fríos está impracticable, pero esas sendas son para ir con el bañador puesto y de poza en poza al remojón continuo.

A mí este finde me ha tocado descansar y viendo los nubarrones desde la ventana, pos no me apetecía tampoco mucho echarme al monte... ¡ooohhh sacrilegio! jejeje

Un abrazo pues!

cristina dijo...

Gracias, gracias, muchas gracias por acompañarme por fin a Nocito! ...me ha encantao...

J. M. N. dijo...

Porqué a todo el mundo nos está dando por ir por esa zona??? ¡Ah!, ya se, será por esta primavera y este tiempo joputa que no nos deja hacer otra cosa...aún así, bien majo tiene que estar todo por allí ahora...como cuando llueve en el desierto que florece todo a la vez.
Y otra cosa, no me puedo creer que os acordarais de algo de lo que expliqué...si ya os dije que me lo inventaba todo!!!!

silvia dijo...

Buenas Pirene! totalmente de acuerdo en lo de llevar el bañador para irte por estos lares, o sin él, que por aquí bien poca gente pasa...
Descansa en el sofá pero no te nos duermas ahora que has tomado las riendas al monte.
Cris, no des las gracias mujer!, si casi te quedas sin ver Nocito! págate la cerveza del sábado y prou!
J.M. yo no hubiera descrito con mejor calificativo el porqué vamos todos a parar por Guara este año, qué asco de invierno-primavera...pero mira, gracias a eso hemos conocido esta zona tan chula.
Y...bueno, bueno, lo de acordarnos de lo que explicaste...a saber si lo embolicamos todo...
Besos a tod@s!!