tiempo Monzón

lunes, 17 de noviembre de 2014

CIRCULAR POR EL VALLE DEL RIU MADRIU (ANDORRA)

Sábado, 11 de octubre de 2014.
Camí dels Matxos


Muchas vueltas dándole al coco para ver dónde ir a parar este puente del Pilar y por fin damos con un destino ideal: Andorra. Ni muy lejos, ni muy cerca, con montaña para andar, con montones de tiendas para matar los ratos de lluvia que nos dan...

Adelantamos la andada del domingo al sábado dadas las malas previsiones meteorólogicas; creemos que el sábado nos aguantará hasta bien entrada la tarde, y no nos equivocamos.
Madrugón al canto desde Monzón (Miguel, Carmen, Loli, J.C y yo) y Binéfar (Ramón, Pili, Cris y Javier);  los de Tamarite no (Mamen y J.C), que vienen con Raúl y se libran. Tomamos, pasado Andorra la Vella y Escaldes, una carretera a la derecha en fuerte subida hasta una marcada curva a la izquierda que es donde empieza nuestra ruta. Subimos a aparcar un poco más arriba, en un parking al lado del lago d'Engolasters. 
Escogemos este itinerario por conocer el Valle del Riu Madriu, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 2004. Sabemos además que vamos a caminar por espesos bosques que, con el otoño en todo su esplendor, nos van a hacer gozar del trayecto.
Empezamos por la GR-11, primero adaptada para minusválidos y luego por ancha senda empedrada, rodeados de un denso pinar que poco nos deja ver, este tramo se conoce como "Cami dels matxos". Cuando llegamos a un lugar conocido como las Bordas de Ràmio, la GR-11 se junta con la GR-7 girando hacia el Valle del riu Madriu y pasándose a llamar "Camí de la Muntanya".


 

Bordas de Ràmio

Continuamos ahora ya en ascenso continuo entre bosques y algún claro, pero siempre al lado del rio Madriu hasta llegar a una enorme explanada donde paramos a echar un bocado en el refugio de Fontverd. En este tramo Ramón y yo vamos de escobas del grupo; es inevitable parar cada tres pasos para hacer fotos de este precioso lugar.



Refugio de Fontved













Continuamos nuestra andanza cada vez por terreno más de alta montaña. Nos reciben diveros lagos, entre ellos el Estany de la Bova, llamado así por la cantidad de bova o anea que lo puebla, planta propia de los espacios acuáticos. Más arriba todavía se encuentra el Refugio de Lilla, con su enorme lago represado.
En este punto abandonamos la GR y giramos a nuestra izquierda para realizar así una circular que sólo se hace posible si se conoce bien la zona o si se lleva un gps, puesto que los mojones brillan por su ausencia y el terreno es algo perdedor y desolado.
Sorteamos por este terreno los Estanys Forcat y Blau entre otros más pequeños y cuando llegamos al collado que nos deja el pico Agols a la izquierda, seguimos valle abajo hasta llegar al refugio Agols.



Estany Bova

Aunque no os lo creáis, no hay photoshop


Mucho ojito en este tramo que hay zonas muy perdedoras, y lo digo con conocimiento de causa...QUE ME PIERDO!!!!, me paro un momento a hacer mis cositas al lado de un mojón y el grupo tira porque no me oye cuando les digo que paro y cuando emprendo la marcha, ni para izquierda ni para derecha, que aquello ni esta mojoneado ni se ve pisado. Sé la dirección que tengo que tomar, pero la barranquera por la que veo mejor paso se encierra cada vez más y no tengo claro que esto sea el camino correcto aunque me lleve al claro que sé que tengo que llegar. Decisíón: me lio a pegar berridos cual posesa para que se me oiga y decido retroceder al mojón donde sé que estoy localizable. Solo faltaría que suba el grupo a buscarme y no lo hagan por la barranquera por la que yo me estoy metiendo...entonces si que la liamos parda!! Al cabo de un cuarto de hora más o menos, parte del grupo viene en mi busca gritando como histéricos y efectivamente no lo hacen por la barranquera, si no por un claro que yo también había tanteado pero que había descartado por no llevar la dirección hacia donde vamos y por no ver marcas de ninguna clase. En definitiva, que he hecho lo correcto por retroceder, pero lo incorrecto por no pegar un buen grito para decir que me paro. De esto se aprende, eh?...que fue un cuarto de hora muy largo...
Después del susto y más pegada a mis amigos que el superglue, llegamos al refugio de Agols y giramos hacia la izquierda encarándonos ya hacia el lago d'Engolasters por el Camí de Agols, que se hace de rogar y hasta que llegamos a sus alrededores nos cuesta mucho mucho rato. Si...por sendas muy bonitas, con unos bosques muy majos, con muchas setas que nos sabrán a gloria para cenar, pero muy muy largo, tanto que nos salen 25 kilómetros y un desnivel acumulado de 1600. Suerte tenemos del grupo, que es paciente y fuerte y aguantan como jabatos las panas que les planeamos. 
Si queréis el track, aquí.









Me sabe mal no poneros fotos del magnífico románico lombardo que hay por la zona, así que aqui os las dejo:

Sant Romá de les Bons
Santa Eulàlia de Encamp


Sant Miquel d'Egolasters

Sant Joan de Caselles

Santa Coloma

5 comentarios:

cristina dijo...

Vaya fotazas!! que majo todo y que bien nos lo pasamos...

Pirene dijo...

Bien bonita ruta ¡si señora!.

Andorra mola mogollón, nosotros nos quedamos enamorados este último viaje que hicimos al final del verano.

Pensamos volver muchas veces porque, efectivamente, te puedes entretener de mil maneras.

Prontito nos vemos !!!

Abrazos.

Anónimo dijo...

andorra no son solo tiendas y consumo,tiene naturaleza y montañas para disfrutar a tope y con buenos amigos ya, pues para recordar mucho tiempo,un saludo. RAMON Y PILI.

Eduardo dijo...

Menudo rutón os salio, no solo en kilómetros, y desnivel, sino también en belleza. Yo en Andorra, solo he estado una vez, y fue de tiendas, haber si aprovecho un fin de semana largo, y nos acercamos, que ya tengo ganas. Un saludo

silvia dijo...

Andorra sorprende...sólo conocíamos parte de sus ferratas y el tiendeo, pero volveremos para repetir montaña porque nos ha encantado. El turismo creo que nos lo hemos comido todo...así que la próxima vez tocará terminar con Caldea, que tampoco está nada mal;)
Un abrazo a tod@s!