tiempo Monzón

jueves, 29 de octubre de 2015

IBONES DE ORDICUSO

Viernes, 9 de octubre de 2015.

Aprovechamos los últimos coletazos de calor del otoño para subir un poco altos y decidimos acercarnos al Balneario de Panticosa para conocer los ibones de Ordicuso, cercanos, pero con un gran ambiente alpino, que es lo que buscamos. Leyendo por la red me he enterado de que se les llama también ibones Cenicienta por su pequeño tamaño en comparación con otros más visitados de la zona, pero lo cierto es que no hay que descartarlos de nuestras rutas porque son de una gran belleza.

Paso a describir brevemente la ruta en cuestión: 
Entrando por la carretera, pasamos el lago, tomamos el primer desvío a la izquierda bordeando la presa y al final aparcamos. Tomamos una evidente senda que deja a la izquierda la cascada de Argualas y pasa por la Fuente de la Laguna. Una vez pasado el frondoso bosque de pino negro y llegados a la Mallata Inferior, tras ganar profundidad por ella, nos desviamos hacia la izquierda sin lugar a dudas puesto que hay una gran piedra pintada que marca Ordicuso. 















Seguimos en profundidad el valle hasta tomar de nuevo un desvío a la izquierda para subir en fuerte desnivel y llegar al primer ibón, alargado y pequeño para luego bajar unos metros y ver el segundo, más grande pero también muy poco profundo. Tras la pertinente vuelteta por los lagos y las fotos de rigor, emprendemos la bajada tranquilamente parando a comer unos y a tetar otros en un recodo de la senda con buenas vistas al Balneario. 






Pese a ser viernes y tratarse de una corta ruta nos encontramos en danza a cinco personas por aquí, cosa que no imaginábamos ni por asomo.
Si queréis el track, aquí.